Mediante la plataforma digital Horizon, Huawei sienta un precedente en el largo camino para la transformación digital de los negocios dirigidos a negocios.
El mundo cambia constantemente. En años recientes, emprendimos una nueva travesía para que nuestros clientes de las industrias verticales o de los gobiernos locales dieran inicio a su transformación digital.
 
Según nuestros análisis, la transformación digital de las industrias será una megatendencia para los próximos 20 años y, de la mano de esta tendencia, vendrán enormes oportunidades. La economía digital será el motor para el crecimiento de la economía en el mundo. Tan profunda será su influencia, que representará el 24% del PIB, unos 23 mil millones de dólares para el 2025.
 
La manufactura de TIC a nivel mundial está altamente concentrada. México es el único país en vías de desarrollo fuera del este asiático entre las 10 economías principales con este valor añadido a nivel mundial del subsector (Digital Economy Report 2019, UNCTAD).
 
Fuente: UNCTAD, con base en fuentes nacionales e internacionales.
 
En términos generales, hay dos tipos de negocios en el mundo, negocios dirigidos a negocios (B2B) y negocios dirigidos a clientes (B2C). La revolución tecnológica ya ha trastocado los negocios B2C en todo el mundo. En otras palabras, la adopción de las tecnologías digitales ha transformado de manera profunda el panorama de los negocios como el comercio minorista, los periódicos, la industria de la música entre otros.
 
Ahora llega el turno de los negocios B2B para asumir la transformación digital. Aunque no resultará tan sencillo como para los negocios B2C. Aún queda un largo camino para la transformación digital de los negocios dirigidos a negocios. ¿Cuál es el motivo? Hay que hacer frente a algunos desafíos.
 
90% de los datos de la tecnología operativa no se han percibido, recolectado, agregado ni analizado: piense en los datos que tenemos a mano. La mayor parte de ellos provienen de sistemas de TI legados, como la planeación de recursos empresariales (ERP) o la gestión de las relaciones con clientes (CRM). En realidad, debido al límite de las tecnologías actuales, no somos capaces de digitalizar, recolectar o manejar todos los datos del mundo físico. Apenas vemos la punta del iceberg en el océano, la parte visible apenas representa un 10%. Con el fin de contar con el 90% restante, necesitamos mejores sensores y reducir aún más el consumo de energía. Aún más importante, se requieren de mejores tecnologías para la conectividad, mejores tecnologías que manejen la cantidad masiva de datos.
Cómo podemos integrar las TIC de manera eficiente y satisfacer complejos escenarios de la industria: la tecnología no funciona por sí misma. En la mayoría de los casos, se requiere de varias tecnologías que colaboren entre sí mismas. Sin embargo, para la mayoría de las iniciativas, es difícil contar con suficientes ingenieros que conozcan todas estas tecnologías. Lo más probable es que la gente que conozca el negocio no conozca la tecnología y que la gente que conozca la tecnología no conozca el negocio. ¿Cómo se puede contar con un buen método para integrar estas tecnologías y dar cabida a escenarios de negocios diversificados?
Cómo se puede obtener el mejor beneficio posible del valor de los datos y lograr la transformación impulsada por los datos: como sabemos, la naturaleza de la transformación digital consiste en utilizar las tecnologías digitales para transformar los negocios. Los datos tienen la función más importante, como decimos, la transformación está impulsada por los datos. Pero hay que tener en cuenta que se trata de múltiples tipos de datos, múltiples tipos de sistemas, varios tipos de negocios. Debemos encontrar el modo de tener acceso, analizar y utilizar estos datos de manera inteligente.
Para superar estos desafíos, permítame presentarle las estrategias de Huawei en esta era inteligente. En primer lugar, la visión y la misión de Huawei es traer la era digital a cada persona, cada hogar y cada organización para un mundo inteligente y totalmente conectado.