Varios estados de Estados Unidos ya cerraron los negocios para evitar contactos entre las personas y la propaggación del virus
El gobernador del estado de Nueva York, Andrew Cuomo, anunció ayer que todos los trabajadores de negocios no esenciales deberán quedarse en casa y que todas las reuniones en el estado quedan prohibidas.
 
Anunció la drástica medida al tiempo que los casos confirmados en NY subieron a 7 mil. Cuomo dijo que el total de muertes en el estado es de 35.
 
El anuncio se hizo luego que Cuomo y sus pares de Nueva Jersey, Connecticut y Pensilvania ordenaron a peluquerías, salones de belleza, y locales para tatuarse cerrar hoy.
 
Por su parte, el gobernador del estado de Illinois, J.B. Pritzker, anunció cuarentena para todo el estado desde hoy. De esta manera, sus 13 millones de habitantes, que incluyen a residentes de Chicago, solo podrán salir de sus hogares para realizar actividades esenciales hasta el 7 de abril.
 
Un miembro del personal de la oficina del vicepresidente de EU,  Mike Pence, dio positivo a la prueba del coronavirus, informó CNN. No se informó el nombre del enfermo.
 
Mientras, la mayoría de estadounidenses que alquilan sus viviendas, muchos de los cuales han perdido sus empleos por la pandemia, no gozarán de protección contra el desalojo.