Los arrecifes fueron cerrados tras detectarse síndrome blanco en algunas zonas.

 

Las actividades subactuáticas en los arrecifes Palancar, Colombia y El Cielo, del Parque Nacional Arrecifes de Cozumel, en Quintana Roo, fueron suspendidas desde ayer hasta el 15 de diciembre, informó la la Comisión Nacional de Áreas Naturales Protegidas (Conanp). 

 

​La dependencia explicó que como parte de las estrategias para la atención a la enfermedad coralina síndrome blanco, se dará un descanso durante poco más de dos meses a actividades turísticas y recreativas. 

 

El 80 por ciento de la actividad de buceo y snorkel en Cozumel se realiza dentro del Parque Nacional Arrecifes, y el cierre de los sitios en los que se suspenderán temporalmente las actividades ocupan el 21 por ciento de los 14 complejos arrecífales más visitados en el municipio.

 

La Secretaría de Turismo estatal añadió que el Parque Nacional Arrecifes de Cozumel recibe un millón 800 mil usuarios directos anualmente, lo que representa una derrama económica aproximada de mil 510 millones de pesos. Por ello informaron en un comunicado, la importancia de cuidar y conservar este atractivo.

 

¿Qué es el síndrome blanco?

La enfermedad del síndrome blanco se detectó por primera vez en las costas de Florida en 2014 y a mediados de 2018, por primera vez en los arrecifes de Quintana Roo. Desde entonces, expertos han registrado su rápido avance en todo el Sistema Arrecifal Mesoamericano.

 

La enfermedad se atribuye a la mala calidad del agua causada por la ausencia de drenaje y por el exceso de nutrientes producto de la descomposición del sargazo. El uso de protectores solares, la sobrepesca, las prácticas inadecuadas de turismo y el cambio climático son factores han alterado la función del ecosistema de manera irreversible.